Canción de las cosas simples

Por Carla Algeri
EL FEDERAL NOTICIAS

Desde la Edad Media hasta la Revolución Francesa la música fue uno de los pilares fundamentales de nuestra cultura y de nuestras vidas. Comprender la música formaba parte de la educación general. (1)

Cantaba Mercedes Sosa en un tema de Armando Tejeda Gómez y Cesar Isella:(2)

Uno se despide, insensiblemente
De pequeñas cosas
Lo mismo que un árbol
Que en tiempo de otoño
Se queda sin hojas
Al fin la tristeza es la muerte lenta
De las simples cosas
Esas cosas simples
Que quedan doliendo
En el corazón

Antes de la pandemia,  sin embargo, la música creo,  era un ornamento para las noches vacías con visitas a óperas y conciertos de las que luego se comentan durante la semana;  para realizar actos festivos públicos o también a través de la radio o medios de comunicación digital; para romper o alentar el silencio cuando es necesario. Y hoy?… Donde están las notas del cantor y la magia de la melodía? Esa melodía de la vida que si se calla, “calla la vida, porque la vida misma es solo un canto”.

Días atrás, en el programa de radio Salpicados por el barro, cuando el Dr. Lestingi exponía su columna de opinión en El Federal Noticias, “El sol sale todos los días” (3), acoté al aire en medio de una entrevista diciendo:

  • Los médicos intensivistas están de guardia;
  • Los docentes en guardia, aprenden a vencer barreras virtuales;
  • Las redes son barreras que impiden;
  • El poder judicial impedido de sus actividades,  funciona esquivando sanciones;
  • No sanciona el Poder Legislativo, se expone en el living de sus casas y se mueven al compas de la pandemia de DNU (Decreto de Necesitad y Urgencia);
  • Los DNU hacen funcionar la República y la República imprime dinero;
  • El dinero lo tienen los bancos y buscan clientes voluntarios para ser refinanciados;
  • Los voluntarios son los bomberos que se mantienen expectantes desde sus casas respetando el #quedate en casa;
  • En casa está la gente sin recibir educación;
  • La educación es cultura;
  • Y la cultura está en terapia intensiva.

Pareciera ser que los médicos terapistas atienden también una cultura en pandemia de DNU que aun no tiene vacunas. 

Uno vuelve siempre
A los viejos sitios
Donde amó la vida
Y entonces comprende
Cómo están de ausentes
Las cosas queridas
(2)

Para la gran mayoría hoy, quizás sea más importante un celular o una consola de video juegos, que un violín o un bandoneón; y el esquema de un cerebro con inteligencia digital más importante que una melodía. Nos está faltando vivir en carne propia lo que aquellos hombres que hicieron nuestra República les tocaba día a día como el pan de cada mañana. Cuanta energía, sufrimiento y amor tuvieron que invertir para construir y poblar ciudades y cuanto menos invierten hoy sumergidos en las maquinarias de comodidad!

Pero no seremos “los analfabetos del futuro” (4), ya que la creatividad de un artistas no puede reemplazarse por una combinación binaria que imita lo que nunca podrá alcanzar. La musicalidad de un músico, la improvisación de un actor en escena, la mirada del poeta, la pulsión de ojo que dispara para captar una imagen fotográfica, el aroma de la tela antes de una pincelada, o el motivo de un compositor que se compone y se recompone hasta alcanzar la esencia más profunda que lo define por épocas.

Creo que estamos pagando demasiado caro aquello que hoy consideramos necesario para vivir. Nos mantenemos sin reflexionar y desperdiciamos la intensidad de la vida por los destellos de la comodidad cotidiana. Pero cuidado!… Lo que perdimos una vez no lo volveremos a recuperar.(1)

Por eso muchacho no partas ahora
Soñando el regreso
Que el amor es simple
.

Y a las cosas simples las devora el tiempo (2)

La música es la expresión cultural de los pueblos. Reflexiono y afirmo que el mundo es sonoro y sabemos que para hacer música se necesita sonido y ruido; lo que me lleva a la afirmación de que nuestra música siempre estará sonando.

Esto me trae al pensamiento de que, como músicos y representantes de la cultura debemos llevar adelante nuestro arte desde donde el mismo sea posible. La historia de la Humanidad nos deja ver a través del tiempo, que siempre ha sucedido de esta manera.El mundo siempre fue sonoro.El sentido más desprotegido que tenemos es el oído. Cuando no queremos escuchar algo y nos tapamos los oídos, igual seguimos escuchando. Nuestra música siempre estará sonando.

En ciertos tiempo de la historia de la humanidad,  el hombre imitaba los sonidos de la naturaleza, luego transitamos el canto Gregoriano y los juglares, la época del clasicismo, el barroco, el período romántico, la ópera, la música contemporánea,  hasta la música de nuestra era. Y en la salud podemos citar la peste bubónica, la sífilis, la tuberculosos, el cólera, el HIV, la gripe hasta  el Covid-19 de hoy.(5)

Todo nos lleva a pensar: cómo nuestra cultura se verá plasmada a través de la interpretación de los artistas para cobrar vida en los espectadores y oyentes.

Y llego a mi reflexión:

“La música ha de ser ante todo bella, no debe molestar”. Pero siempre debe incentivarnos a hacernos preguntas. Astor Piazzolla me dijo una vez siendo yo muy joven: “Carlita, al público siempre hay que sorprenderlo” y mi Maestro agregó, “Muchacha… al público a veces hay que incomodarlo”. Y la historia nos deja comprobar que cuanto más quieran silenciar a un artista, más fuerte estará sonando.

Demórate aquí
En la luz mayor
De este medio día
Donde encontrarás
Con el pan al sol
La mesa tendida

Por eso muchacho no partas ahora
Soñando el regreso

Que el amor es simple
Y a las cosas simples las devora el tiempo (2)

Emprendí el camino de la música desde el día en que nací y probablemente en su vientre mi madre me lo decía. Yo no elegí mi instrumento, El Bandoneón me eligió a mi.

Tenemos que tener en cuenta  y adaptarnos a los nuevos medios de comunicación y transmisión de los que disponemos y a lo que nos exponemos como artistas y representantes de la cultura.

Es importante trabajar interdisciplinariamente con todos los actores que se involucran para llevar adelante los proyectos culturales. 

Me preguntaba Juan Carlos Tellechea (5) en una entrevista para la revista Mundo Clásico:  ¿Carla, piensas que es posible solucionar el problema de las distancias que hay que mantener entre los músicos y los demás artistas, así como con el público para evitar contagios?

Recuerdo que le respondí: Yo me pregunto… ¿el vidrio que protege una obra modifica la esencia natural de la misma? Todos sabemos que no; pero el ojo del observador tiene que adaptarse a ello. En síntesis, siento que SÍ es posible armar una Nueva Comunión entre el artista y su público, para de esa manera poder llevar adelante nuestra cultura.

Pero no olvidemos el canto de Mercedes Sosa:

Uno vuelve siempre
A los viejos sitios
Donde amó la vida

Y entonces comprende
Cómo están de ausentes
Las cosas queridas (2)

Nuestra cultura está en terapia intensiva y los artistas seguimos adelante esperanzados en que alguien arme un plan de cultura porque… Aún detrás de ese vidrio, nuestra música sigue sonando.

Por eso muchacho no partas ahora
Soñando el regreso
Que el amor es simple

Y a las cosas simples las devora el tiempo. (2)

  • www.carlaalgeri.com.ar
  • carlaalgeribandoneon@gmail.com
  • Face: carlaalgeri
  • Twitter: @carlaalgeri
  • Linkedin: carlaalgeri
  • Instagram: algericarla
  • Carla Algeri
  • Fundadora de Polo Bandoneón
  • www.carlaalgeri.com.ar
  • Fundación Bandonium
  • Miembro de Honor
  • International Art Council
  • Naciones Unidas
  • Mat. 18205

(1) La música como discurso sonoro. Nikolaus Harnoncourt

(2) Canción de las cosas simples. Cesar Isella y Armando Tejeda Gómez

(3) https://elfederalnoticias.com

(4) Los analfabetos del siglo XXI. https://www.clarin.com/opinion/analfabetos-siglo-xxi_0_DkdjrZhut.htm

(5) https://www.mundoclasico.com/articulo/33753/Entrevista-con-Carla-Algeri-representante-de-la-UNESCO-para-la-Preservación-del-Tango-y-el-bandoneón

ElFederalNoticias.com es una novedosa plataforma digital de actualidad y noticias.

Somos una red de profesionales que se enlazan desde cada rincón del País, quienes suman esfuerzos para publicar las cuestiones neurálgicas de la actualidad, en una agenda que incluye además ciencia y tecnología, salud, deportes y otras secciones de información general.

Suscribite a El Federal Noticias

Aporte por única vez

Suscripción Mensual